viernes, 23 de enero de 2009

¿No te gustaría educarlos para que se parecieran a ella?

Educar a alguien no es hacerle aprender algo que no sabía, sino hacer de él alguien que no existía. John Ruskin

El 3 de junio de 1992 Severn Suzuki, una niña canadiense de 12 años que a los 10 había fundado ECO (Environmental Childrens Organization) con un grupo de amigos de Vancouver, se desplazó, junto a Vanessa Suttie, Morgan Geisler y Michelle Quigg (todos niños pertenecientes a su organización), desde Canadá hasta la Conferencia de Medioambiente y Desarrollo The Earth Summit celebrada por la ONU en Río de Janeiro, para decirles en la cara, tres o cuatro verdades:

¿Por qué ustedes no hacen lo que nos enseñan a nosotros que debemos hacer?
...Lo que están haciendo con el planeta me hace llorar por las noches...
Si ustedes no saben cómo arreglar el daños que están causando, paren de destruir..


Claro, es sólo una niña de 12 años hablando en la cumbre de los burócratas... Y ya se sabe, los niños y los ancianos no cuentan... Sin embargo, las herramientas tecnológicas permiten que mucha gente conozca estos hechos desde la propia fuente... y que algún otro niño, desde otra parte del planeta, le conteste con otro video.



Los recursos están ahí. Falta que cada día, antes de poner un pie en el aula, te preguntes si de verdad no te gustaría que tu clase de hoy, los ayudara a parecerse un poco más a esta niña... Tu puedes pensar que tu trabajo consiste en asistir a clase, o en hacerles aprender algo que no saben, o en ayudarlos a que se conviertan en alguien que antes no existía.

Aunque nada garantiza el resultado, lo cierto es que gran parte de lo que vaya a suceder, está en tus manos, profe. Eres ni más ni menos que el encargado de abrirles la puerta para que vean el mundo... ¿Qué tan grande podrás abrirla para ellos?

Gracias a Alberto Geremía por acercarme este video.

2 comentarios:

DLC dijo...

Importante:
dejar de creer que somos los dueños de la verdad.
Educar con el ejemplo.
Si les decimos que el mundo puede cambiar, hagamos algo palpable para convencerlos de que tal cosa es posible...al menos para algunos en algún lugar...
Conozco, afortunadamente, gente que lo hace.
Darle lugar para su propia palabra.
Impulsarlos a decir lo que sienten, a quienes tienen que decírselos.
Instrumentar caminso viables ...
EN fin, no es una receta. HAgamos lo que creamos necesario para que se cumpla lo dicho por John Ruskin"Educar a alguien no es hacerle aprender lo que no sabía, sino hacer de él alguien que no existía"

Daniel I. Krichman dijo...

Gracias Diana por el comentario! A la honda cita de Ruskin que traés, le agrego otra no menos determinante para nuestras prácticas docentes:
Toda la práctica de la enseñanza universal se resume en la pregunta: ¿qué piensas? Jacques Rancière / El Maestro ignorante